A la mayoría de las mujeres les gusta comprar accesorios y en especial los collares y zarcillos, estas prendas nunca son suficientes, pero en algunas ocasiones son muy difíciles de combinar, hoy te mostramos una forma practica de combinar este tipo de prendas.

Collares sencillos y zarcillos pequeños Son collares con un grosor fino, sin muchos detalles ideales para ser parte de estilo diario. Normalmente suelen llegar justo al cuello de la camisa. Son los típicos que te regalan tus familiares y que no te quitas nunca, de materiales resistentes. Los zarcillos para combinar con este tipo de collares son los sencillos y pequeños como las perlas.

Maxi collares y mini pendientes Están de moda y como su nombre lo dicen son grandes y muy llamativos, vienen en diversos colores y existe infinidad de materiales. Algunos incorporan brillos y pedrería. Con este tipo de collares debes evitar utilizar zarcillos de gran tamaño. Busca unos pendientes pequeños de algún color que tenga el collar para que no desentonen y no te veas recargada.

Colgantes Son largos y llevan algunos dijes colgantes con diferentes motivos. Por lo general llegan al pecho. Este estilo va bien con zarcillos pequeños y que hagan juego, pero no necesariamente debe ser la misma figura ¡Combínalos!

Zarcillos grandes Los zarcillos grandes y llamativos deben ir solo, nunca con un collar. Recuerda que debes centrar la atención en un solo accesorio.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here